Elige tu país

México

Guadalajara tiene 212 mil viajes en bicicleta por día, Rio de Janeiro 217 mil, Ciudad de México 433 mil, Santiago 510 mil, sin embargo, la ciudad que es un ejemplo a seguir en el uso de la bicicleta es Bogotá, con más de 600 mil viajes en bicicleta diarios.

¿Por qué es la referencia latinoamericana?
Bogotá tiene una política de movilidad que da preferencia a la bicicleta por encima de otros medios de transporte, según el reporte del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) de 2015 “Ciclo-inclusión en América Latina y el Caribe: Guía para impulsar el uso de la bicicleta”. Además, se cuenta con personas totalmente dedicadas (en gobierno) a la creación e implementación de proyectos relacionados con este medio de transporte.

En cuanto a infraestructura, esta ciudad cuenta con el mayor número de kilómetros adaptados para la bicicleta en la región, con 392, 28% más que Río de Janeiro (segunda mejor ciudad) y 200% más que Ciudad de México (la mejor ciudad mexicana). Por si fuera poco, esta cifra de kilómetros crecerá a 510 en 2016, de acuerdo a un artículo de Cristina Calderón, colaboradora de la Iniciativa de Ciudades Emergentes y Sostenibles del BID.

Aunado a la infraestructura, se tienen actividades constantes que promueven el uso de este medio: todos los domingos y los días festivos se cierran algunas de las principales avenidas para dar paso a bicicletas, patinetas, patines y corredores. El auge ha sido tal que el gobierno de Bogotá publicará (en esta liga) en marzo de 2016 una guía nacional para promover el uso de la bicicleta. Dentro de la guía se darán recomendaciones de cómo adaptar la infraestructura, cómo promover el uso y cómo hacer que esto funcione con el transporte público.

“Su uso estimula la creación de comunidades pues impulsa a que las viviendas, el comercio y la educación estén en áreas concentradas donde se pueda llegar en bicicleta más fácilmente, y permite que las personas desarrollen el área donde viven para no tener que conmutar a otras zonas para en busca de actividades de recreación, educación o cultura”, escribe Cristina.

Valdrá la pena revisar esta guía y analizar que se puede replicar en otros países, pero asegurándonos que todo sea de la mejor calidad y en favor de los ciclistas y la ciudad. Escrito para Las Páginas Verdes por Samuel Casanova de Simple Change

QUIZÁ TE INTERESE

Déjanos tu opinión